Archivo de la etiqueta: nicholas roerich

Con el corazón busco la Ciudad de la Luz, la Ciudad de los Sabios que no son de este “mundo”

Un grano de esperanza entre tanta miseria solapada. Miraba, hace dos días atrás, las tristes nubes (chemtrails) con que nos han ido sembrando nuestros buenos hermanos, los que sólo etienden del llamado “dinero”. Miraba con tristeza esas nubes trastocadas, esas nubes, que, inexorablemente, tratan de hacer desaparecer de nuestro planeta Tera o Tierra…

Sin embargo, hace dos días han comenzado a hacer aparición los córvidos en gran número, chillando y armando gran revuelo (nunca mejor dicho), otros pájaros canores que no había oído nunca, se dejaron oír, aunque no pude llegar a verlos…; anoche, por vez primera en mi vida vi cómo una pequeña rapaz se posaba en la cúspide de un árbol joven: sorprente, un aleteo completamete silencioso, si no hubiese sido porque estaba ahí en el instante preciso, jamás lo habría detectado; al acercarme se dejó ocultar en ramas más bajas, con el mismo sigilo, entonces entendí que no debía molestarle…

pa171154-estorninos-pintos-y-comunes-en-los-cables.jpg

Hoy, esta mañana, por fin, unas pocas gotas de lluvia… La Naturaleza, agradecida ha tomado nuevo Oxígeno de su Madre Tierra, y ha bendecido esa poca y triste agua con más cantos y regocijo. Las hormigas todas en laboreo han salido a millares… Es la Expresión Dulce de nuestra Madre Tierra: la Tierra y el Agua se unen en matrimonio para dar-nos la vida… pero, mucho me temo que esta expresión va a ser muy frágil, y, de nuevo sus criaturas volverán a ser castigadas por el único ser vivo sobre su piel que la está exterminando: el hombre/mujer.

Ahora y en este momento es cuando necesitamos que, por fin, sea el Ser Humano quien haga su aparición y se haga notar sobre la piel de nuestra Madre.

Estos días, más que nunca, y hasta incluso más que la necesidad de enlazar con nuestro Cosmos, necesito enlazar con el corazón con esa Ciudad perdida: Shambala, la Ciudad de los Sabios, la Ciudad de la Luz.

Shambala existe, hasta allí llegó Apolonio de Tiana, Blavatsky, Nicholas Roerich, y otros peregrinos del corazón, guiados por su Espíritu y por su Sed de Luz y necesidad de Consciencia para enlazar con firmeza la Vida en este Plano con los demás planos y con toda la Creación.

Nuestro Cosmos es un latido, una Expresión, un Corazón, una bendición sembrada de infinita Vida y en formas infinitas que ni siquiera podemos llegar a imaginar.

Pongámonos todos en marcha, peregrinos de esta Vida, hasta que lleguemos al corazón de Shambala para pedir esos sabios consejos, que, aunque ya sabemos lo que hay que  hacer, siempre necesitamos de una Mano Amiga, de un Espíritu de Luz que nos acabe de cegar o de abrir los Ojos a la inmensa Realidad que significa estar Vivo en un Plano, y poder entender que somos la Expresión del Creador/a, y que, como tales debemos de seguir a esos Sabios que un día llegaron y marcharon a otras esferas, pero que están ahí para ayudarnos, si así lo pedimos.

Pongámonos en marcha, amigos, porque el viaje quizás no sea tan largo. Nuestro Corazón alcanzará esa misteriosa Ciudad. Llegarán las respuestas a nuestra mente y a nuestra Consciencia, llegarán, inexorablemente, sólo hay que ponerse en marcha, y necesitamos hacerlo de forma rápida, porque sino, este “mundo” amenaza y amenazará con hundir en la práctica miseria no sólo a lo que pueda llevarse por delante fulminantemente, sino que intentará arrasar con todo. Es su aviso de un triste final: el suyo.

Pongámonos en marcha. El Camino puede parecer difícil, pero está tan limpio y es tan cristalino que va a ser difícil equivocarse de ruta. Sólo hay que dejarse guiar y pedir ayuda a aquellos que pertenecen a esa Ciudad de Luz: llamemos a nuestros amigos-guías, los Sabios de corazón y Serenos de espíritu. Porque todo ES UNO.