Archivo de la etiqueta: Dolor

Volver de la Muerte

He afirmado en más de una ocasión, porque baste la mínima Observación para confluir en la Aseveración, que nosotros, como especie humana, estamos “diseñados” para algo más que para una vida biológica simple: es decir, un ser con dos brazos y manos, dos piernas y pies, que, según dicen (Darwin), un día, levantamos la “cabeza” irguiendo nuestro cuerpo, separándolo, materialmente, del campo magnético de nuestra Madre la Tierra.

No me decanto por esa teoría… los Neanderthales llevaron miles y miles de años terrestres sobre la superficie de la Madre y no “evolucionaron”, fue otra especie, los cromañones o sapiens, que comenzaron a “invadir” la superficie de la Madre… Según estudios cromosomáticos, jamás se mezclaron o nos mezclamos ambas especies que estuvieron conviviendo muchos miles de años más sobre el Manto terrestre. La ortodoxia dice que fueron los neandertales los que no se supieron adaptar, ellos que, precisamente, estuvieron viviendo muchísimos miles de años más de los que llevamos nosotros, ahora, aquí… Cada cual estime en su balanza lo que crea, pero para mí está clarísimo: un nuevo “diseño” humano hizo errupción porque el viejo modelo ya no correspondía a los planes Cósmicos… el Cosmos, la Creación, necesitaba de un ser más “preparado” para su propia Evolución, el Cosmos necesitaba de seres más “adaptados” para lo que el “futuro” nos tiene deparado… Aún y todo no estamos, ni mucho menos, perfeccionados para llevar a término ese Plan: ahora estamos mutando y re-definiéndonos de nuevo para dar paso al nuevo Ser Humano que habrá de habitar sobre la Madre.

La criatura humana actual, nosotros, mientras, nos debatimos en un Caldo Alquímico cuyo resultado final será, querámoslo o no, el nuevo Humano.

Este Caldo, el caldo de nuestras acciones, nuestras percepciones, nuestras sensaciones, dan lugar a muchos estados interiores de conflicto,… estados internos propios de Cada Ser Humano… No sabemos “manejar”, por no entender, todo el proceso de la Madre,….

No, no me desvío: para entender a los “pobres”, tienes que ser y vivir como un pobre…; para entender a un “enfermo físico” que sufre, tienes que sufrir una enfermedad en tus carnes…; para saber lo que es la bondad, tienes que ser la bondad misma, manifestarte en ella…; para saber lo que es la empatía, tienes que convertirte y sentirte dentro del “otro”;… para saber lo que es la Muerte,… tienes que morir físicamente. En los puntos anteriores puedes entrar de lleno mientras estás “vivo” físicamente, pero para entender lo que es la “muerte física” tienes que haber muerto y de ahí no puedes volver.

Es nuestra Gran Lección, la gran lección del sapiens que evolucionará hacia el Ser Humano Consciente y con Conciencia de Seres Sabios… Para llegar a la Sabiduría tienes que despojarte de lo que eres y convertirte y vivir en el otro “estado” para saber lo que “es” y actuar en consciencia y consecuencia… En el punto final: la Muerte física no podemos, de momento, llegar a ninguna consciencia porque nos está vedado, por mucho que se hable, se escriba y se crea entender,… qué es la muerte física, cómo es el trance final (sin drogas), y hacia dónde nos diluimos… Tenemos que empezar a entender y a manejar los primeros puntos para llegar al punto final… Afirmo que por mucho que se intuya o se afirme, de momento no podemos, en absoluto, aseverar absolutamente nada, por muchos fantasmas y manifestaciones desde otras “realidades” energéticas: tenemos que aprender a ser Maestros Sabios para entrar de lleno en ese estado dimensional, para entenderlo y abrazarlo como parte del Todo…

De momento la gran lección que tenemos pendiente por parte de la Madre, es ésa: aprender a ser Madre, aprender a ser el “otro”, aprender a deslizarnos entre los millones de conflictos y sufrimientos para llegar al océano final donde todo queda realmente Transparente y no existen ya ni dudas ni dolor ni estados donde haya quedado nada nebuloso u oscuro… ahí ya no hay dudas de ningún tipo.

Muchos dirán: muchos han vuelvo, hay fantasmas, hay manifestaciones, hay voces, hay, hasta incluso “posesiones”… sí… y es que hasta todo queda magníficamente grabado aquí en este plano: nada se pierde… donde han sucedido cosas graves el lugar queda magnética o plasmáticamente grabado a sangre y fuego, todo queda recogido en ese lugar (¿os imagináis el dolor que ha quedado en los lugares –teramillones de lugares- donde ha quedado grabado el “dolor”, la pena, el sufrimiento?) y ahora qué haremos para “borrar” ese dolor y resetear o volver al estado “original” de no-sufrimiento; qué haremos para de-volver al Estado Original sus propias vibraciones…. Nos hemos desviado del Camino,… volver va a costar…. Volver de la Muerte continua (como estado de depredación y de aniquilamiento)… va a costar… Cuando empecemos a andar en la Senda correcta veremos cómo lo que ha quedado ahí “grabado” se autorregenera y lo que ha sido negativo se re-convierte para dar lugar a otro tipo de vida metafísica que dará lugar, incluso, a la vida biológica o física (nada se pierde, todo se transforma)… Lo que no podemos ni debemos hacer es retener el mal… el dolor… de forma permanente… Todo esto lo nombro conscientemente, y no, no me desvío de lo que quiero comunicar, ya que como Colaboradores Existenciales de la Creación misma, como Criaturas erigidas (no elegidas) para “algo más”, tenemos que aprender a “manejar” todo lo demás: aprender a ser Madre, a cuidarnos unos a otros, a Amarnos, y no sólo a los de nuestra especie… sólo así podremos ir entrando en resto de Planos,… sólo así, a través de la Sabiduría, que lo abarca todo, hasta poder comunicarnos con el Átomo más pequeño para poder saludarlo o re-situarlo o pedir su “colaboración”, podremos entender y abrazar absolutamente Todo, hasta incluso la muerte misma y su camino biológico… Sólo así podremos llegar, incluso, a comunicarnos con los demás seres que están marchando o que han marchado… No habrá entonces necesidad de comunicarnos a través de médiums o sensibles, o… navegar en océanos que no conocemos… que sólo intuimos, y que, en la mayor parte de las ocasiones, imaginamos ilusoriamente.

Al igual que todos vosotros, reconozco que este Plano, el Plano de la Madre lleva una gran Lección, una lección hacia la Sabiduría, una lección hacia la integración de todos los planos: desde los más pequeños metafísicos o de energía hasta llegar a los Planos etéreos donde todo se puede abrir o cerrar a “voluntad”, tanto de una como de otra parte… pero para llegar ahí, primero, tendremos que ser los auténticos Humanos para los que hemos sido Diseñados.

Primera Lección: “DEJA FLUIR… NO TE QUEDES CON NADA: NI LO BUENO NI LO MALO”. Si es bueno aprende a DARLO; si es malo o negativo, aprende a dejarlo ir: no lo RETENGAS JAMÁS…

Un abrazo

21 de diciembre de 2012

No tengo buenasnuevas.

Aunque os deseo las mejores para los lectores de este blog-pensamiento-transmisión, a los pocos habituales y a los momentáneos.

No, no tengo Buenas Nuevas. . .

Aún y así… mi Corazón desea lo mejor para lo que se nos avecina a todos o a una gran parte de Tod@s los que ahora compartimos este tiempo.

Iba a cerrar el blog, y no os extrañe ya que a veces sigo impulsos… y los vientos que van a soplar es que cada uno recoja la libreta de sus apuntes y apunte bien lo que va a hacer a partir de ahora… porque los coletazos van a ser profundos, muy marcados, crueles, veraces y hasta (para muchos) hará tirar la toalla de la Esperanza.

Así es. No, no tengo BuenasNuevas, pero es lo que ha de acontecer a estos tiempos. No creo que sea por las conjunciones o las situaciones lunares, simplemente, lo que está Mal se va a remarcar terriblemente. El Mal se va a quitar la careta en un intento desesperado de decir quién es. ¿Y quién o qué es el Mal?: justamente aquello que lleva desequilibrando a la Humanidad hace milenios. Pero, justamente por ello, ya basta y… la Balanza se va  pronunciar en, y, con unos picos terribles. Sí, amigos, el Mal se está quitando la careta, y aunque pida perdón, aunque le veamos su cara más fea, habremos de admitir que la presión que se va a ejercer va a ser  mucha.

La presión va a desenmascarar a los que estaban medio aguantando, y al resto tratará de arrastrarlos consigo en un intento desesperado de hundimiento.

Pero no por ello habremos fracasado ni habremos de desesperar… porque el Bien…, acto seguido dejará lucir su rostro más hermoso, pero no sé lo que va a tardar, sólo sé que los tiempos que se avecinan van a ser muy, muy duros, tanto es así que este post es un aviso para tod@s aquellos que vamos tras el Cambio profundo de la Humanidad: éste se va a realizar, no os quepa la menor duda. El homo-sapiens experimental termina y poco a poco se va a ir reemplazando por la nueva Humanidad.

Los que hemos despertado y estamos conscientes tendremos que verlo, aceptarlo y no sufrir por lo que se va a manifestar. La humanidad no se va a abrir como un abanico de fe, esperanza, paz y equilibrio o intento de acercamiento humano, sino todo lo contrario y aquello que se ha estado manifestando como sufriente te va a clavar las dentelladas en pleno rostro y os va a confesar que el mal está ahí y que no desean cambiar porque es su sistema, y que sentirse mal y estar mal es un sistema en el cual muchos van a estar anclados, porque el victimismo seguirá, pero ahora alzará su rostro más cruel.

Tod@s hemos tenido las mismas oportunidades, justamente aquellas que se nos han brindado, justamente aquellas que hemos visto como luces,… pero las luces no interesan porque sigue interesando, ante todo, ahora, el materialismo. Y, al no haber sabido dar vuelta a eso precisamente: al materialismo, éste se va a clavar como una estaca que hará brotar el dolor a raudales. Y, es que el materialismo es sólo una utilidad,  una herramienta que no hemos sabido manejar, y, ahora no hay tiempo.

Simplemente lo que se ha intentado cambiar seguirá en su propio sendero y éste sí verá la luz, pero el resto va a ser una cadena sufriente que durará bastante tiempo más.

O sea que los náufragos que encuentren sus tablas que se aferren a ellas porque habremos de encontrar la orilla de esa Armonía… aunque atrás dejemos a muchos peregrinos de su existencia que no habrán querido ver ninguna otra forma de Existencia.

Mejor no llorar ni lamentarse, simplemente reconocer que el Mal tiene sus propias raíces y su fin y, que, como criatura doliente seguirá en su propia vibración hasta su exterminio.

No, el mundo que se avecina no tiene nada que ver con éste de ahora, sumergido en un maremágnun destructivo donde sólo reina un folclore hasta cómico de materialidad y de vanas esperanzas… porque este No es el Camino que el Cosmos dicta para el ser Humano viniente.

Desde aquí mis ánimos y, sí, ser conscientes de que esto no va a ser fácil y que ninguna oleada de Amor va  inundar al resto de los humanos, permitiendo, con ello, la entrada en la nueva era. Nada más erróneo. El cuerpo enfermo acentuará sus dolencias hasta su final: es un moribundo que se niega a dejar su existencia…. Y, sin embargo, mi mundo, ni el de muchos, pertenece a este mundo terrible donde todo está condenado y es un valle de dolor y lágrimas constante, violaciones, crímenes, hambre, desequilibrio y el movimiento constante hacia una pervivencia, que cuando no inútil, sí se ha tornado totalmente material y egoísta.

Como en la batalla final del Armagedón, vamos a ver cosas muy feas este 2013, vamos a ver cómo aquellos en quienes confiábamos no eran tales y que, aquellos a quienes hemos ayudado, nos clavan las dentelladas en la mano… aún y así tendremos que hacer uso de nuestro Amor y nuestra Misericordia hacia los seres que se muestran tales, jamás recriminándoles, ya que ellos pertenecen a este viejo mundo, para mí ya extinto.

Abrid pues con mayor fuerza vuestras puertas de Amor, vibrad más y más alto aunque os estén abofeteando, ya que ello es síntoma de que el cambio está latente y a la vuelta de la esquina, eso sí, no creamos, no pensemos ni por un instante que las grandes comunidades humanas de armonía van a florecer. Habremos de caminar solos durante un tiempo, no sé hasta cuándo… quizás hasta el resto de los días de cada uno de nosotros. Hagamos uso, pues de nuestro Amor con mayor fuerza, no repitamos los ciclos negativos, dejemos en manos de nuestro Hacedor lo que nosotros no podamos remediar, y que es mucho. Dejemos en manos de la Madre y del Cosmos el gran Cambio para todas sus criaturas, nosotros, y como  humildemente hemos de reconocer, sólo somos simples herramientas temporales que han activado las señales y las vibraciones hacia la Nueva Humanidad.

Con todo mi Amor para el fin del viejo ciclo, al cual hemos de perdonar, con sabiduría. Y con Amor Cósmico para abrazar esa nueva humanidad que nos ha de sustituir. Nosotros sólo somos un átomo de esas nuevas vibraciones, y para ello hemos nacido en este y a este Tiempo, concretamente.

Un beso