Archivo de la categoría: saga

Entre lagartos y cyborgs

Mientras Caín tenga en sus manos una enorme quijada de burro con la que atizar a su hermano Abel, este mundo seguirá siendo este particular “submundo”.

La lucha entre Caín y el pasivo Abel, el confiado Abel, viene distorsionándonos desde hace miles, quizás millones de años… porque las crónicas “oficiales” que nos han llegado, no se sabe ni la antigüedad que tienen, nos vienen de cronistas que han manipulado la “historia” desde entonces… es decir, desde no se sabe cuándo.

Cierto que tenemos una parte de nuestro cerebro Reptiliana. Pero también es cierto que en la Creación, todos tenemos una misma Raíz, con lo cual nuestro genoma no es tan diferente del resto de las Especies.

El cerebro reptiliano nos impide eso que se llama “humanismo” o camaradería de hermanamiento. Somos, por tanto, seres totalmente aislados y encasillados. A eso es lo que nos empuja esa parte reptiliana. Pero, por algo, quizás, tenemos otros factores Físicos y Biológicos que son los que nos empujan, a través de la Madre Naturaleza o de la Madre Creación, el ser conscientes de que no somos tan “individuales” o reptilianos. La parte reptiliana, no es esa que se ha empeñado en afirmar David Icke que somos auténticos lagartos. Ojo, aceptar nuestra naturaleza es un síntoma de humildad, pero tampoco tenemos que ser tan estúpidos de creer-nos que realmente podemos “transformarnos” ipso facto en auténticos lagartos…. En fin… esto siempre me dejó un poco así…

¿Vencerá, de todas formas, el parámetro lagarterano que nos conducirá hasta el Camino Final de aceptarnos como Cyborgs? ¿O, por el contrario, tenderemos a Autoafirmarnos como lo que somos en Realidad: Seres Espirituales con un Cuerpo Físico-Biológico (que no cargado de chips y cables) y que por lo tanto pertenecemos al TODO DE LA CREACIÓN y que a partir de esta Consciencia podremos alcanzar un total Humanismo y descompartimentación de los distintos departamentos en los que nos hemos cerrado y parapetado como lagartos bajo la piedra?

El cerebro reptiliano siempre nos lleva a escondernos bajo las piedras, a ser totalmente individuales y a no com-partir el sol que nos calienta entre los demás.

Bueno… los Reptiles fueron Creados para ser eso: Reptiles. Los Reptiles tenían una función realmente básica en los PRINCIPIOS del Modelamiento de nuestro hermoso planeta Tierra. Eran seres DOTADOS y CAPACITADOS para vivir y sobrevivir en un medio, donde no podían, en esos momentos, haber otras especies u otras criaturas. Es decir, era el Magma de la Creación.

Los Reptiles ayudaron, nos ayudaron a que ahora, hoy, hayamos conocido este Planeta tal como está (tristemente, porque hace unos años atrás estaban mucho mejor). Este Planeta que está doliente porque esta sub-especie, irracional (basada en esquemas y en poderes), que somos nosotros lo tenemos sumido en una catástrofe, espero que no irreversible. Incapaces de Despertar-nos a una Realidad o a MultiRealidades que no queremos aceptar que existan, por el momento.

Los Reptiles eran grandes, eso lo saben hasta los niñitos de 3 años. Tenían pues la capacidad de hundirse en grandes zonas de barros y de magmas donde había en cocido restos de grandes vegetales, gigantescos por aquel entonces, que iban conformando –mientras enfriaba la Corteza Terrestre—la placa Nutricia que iba a dar lugar al resto de la Vida: Vegetales de toda especie que iban a alimentar a millones de Especies: grandes y pequeñas. Era pues necesario que por aquel Entonces, existiesen los Grandes Reptiles, y que entre ellos existiesen también sus propios enemigos… Desde entonces así andamos. Pero también fue seguro que ellos, a pesar de ser individuales, también se juntasen, como así existía, la particular tendencia de la agrupación, a la manada o al rebaño, sobre todo para garantizar la supervivencia de la especie.

Pero nosotros somos así: tenemos ese componente reptiliano donde somos “individualistas” pero a la vez necesitamos de los “demás” para nuestra propia pervivencia en todas sus infinitas acepciones.

También de esa parte Reptiliana hemos heredado algo básico: Los Reptiles no podían amamantar a ninguna criatura, era más básica la supervivencia, con lo cual la Madre los diseñó para que sus crías fuesen no-paridas, sino dejadas a su total “suerte” y “destino”. Ese fue la idea primaria de que existan los Ovíparos: era necesario que las especies superviviesen en todos los extremos. Las crías no podían atenderse. La ferocidad y la gravedad del medio que los sustentaba así lo reclamaba, por aquellos tiempos, en aquellas primeras especies.

Tenemos por tanto muy acentuada esa parte Reptiliana: cuando el peligro nos acecha, podemos abandonarlo todo, incluso hasta a nuestras crías, esto se da (desgraciadamente) en muchos humanos. Incluso se da, la triste circunstancia de que en ciertos grupos de humanos se dediquen a eso: a Sacrificar a esos más débiles, como en su momento les enseñó la Madre. Pero la Madre no lo hizo por capricho, sino que fue porque todo ello se estaba Modelando y Perfeccionando. En aquel entonces los Reptiles eran totalmente Necesarios en aquel Escenario de la Creación. Arrastrar en nuestra especie humana ese aspecto es algo totalmente retrógrado, donde lo que se avista es que la no-conciencia, la falta de Consciencia, es algo que hemos venido arrastrando, pero lo que es más triste: que algunos muchos se han empeñado en CONTINUAR hasta nuestros tiempos: los SACRIFICIOS, a lo largo de nuestra gris historia se han venido produciendo sistemáticamente, demasiado sistemáticamente.

Es también esta parte Reptiliana, que prescindiendo, total y olímpicamente de nuestra parte Humana y Espiritual, se dedica a escudriñar, a investigar, a manosear, a llevar a través de víctimas inocentes: todo tipo de experimentos de laboratorio, clínicos y demás cavernáculos que les permita averiguar ¿cómo prescindir de nuestra Naturaleza Biológica? Y, sobre todo, prescindir ya, definitivamente, de nuestra parte Humana.

Desde entonces, hace miles y miles de años, muchos Enviados, Profetas y Elegidos se dedicaron a intentar encauzar y unir esa parte sub-sub-subinconsciente reptiliana con nuestra parte Humanista o no visible, o sea, a que se abran los pasillos físicos entre ambos lados de nuestro cerebro. De momento, sólo de momento, triunfa nuestro cerebro izquierdo sobre nuestro cerebro derecho: una auténtica paradoja para nuestro mundo, donde los izquierdistas son eso, y los de derecha son lo más reptiliano que nos podamos echar encima.

Se nos deja “crecer” o evolucionar, pero… ¿quién nos deja? Podemos suponer que es nuestro Creador Mismo. La Creación parte de la No-Materia, Materia No-Visible, de la Antimateria y de otras partículas que hasta ahora no han sido “descubiertas” porque infinita es la Creación y limitado nuestro Plano de Existencia.

¿Es esto el “libre albedrío”?

Puede que eso sea así. De hecho la Creación se toma todo el Tiempo de la Existencia para modelar y perfeccionar a sus Criaturas. Se toma millones, eones de años de nuestro circunstancial tiempo.

Pero, hay algo que pica como la sarna misma en el cerebro, si no de muchos, sí de bastantes: es la lucha entre ambos frentes: la reptiliana-codificada frente a la humanista-creativa.

Humanos Codificados frente a humanos Crísticos (no entro aquí a las creencias o “religiones”, porque esto para muchos es cuestión de “creencias”). Automatistas y Cristales. Autómatas guiados por algo básico: supervivencia, que pretenden trascender más allá de sus células transformándolas en cables y chips, frente a los Cristales o crísticos: los que van más allá de nosotros mismos dejándonos trascender más allá de nuestra “concepción” biológica, Reconociendo que somos “algo más” que unos cuerpos y distintos modelos de cuerpos o especies.

Cierto, ahora, frente al Vacío mismo, frente al Precipio, la Humanidad se enfrenta, como jamás sucedió, a escoger entre ambos dos frentes: reptilianos-cyborgs o hermandades humanistas.

¿Quién triunfará?

Bueno… Reconozco que hace unos años atrás, temía más a la primera opción… pero, ahora, sé con convicción que la primera tendencia se va a ir diluyendo.

Queda bastante, pero quizás todo se acelere, porque estamos al borde mismo del Precipicio.

Creo, afirmo que nuestra parte Espiritual es el componente que va a acelerar todo este proceso y que va a VENCER sobre cualquier vibración negativa, retrógrada y enquistada. ¿Por qué? Porque no Dependemos-de-nosotros-mismos, es decir: no estamos condenados a ir encauzados por lo que dicten los dictadores reptilianos de la Humanidad. Cierto que vamos a ir aprovechando el enorme avance de la “tecnología”, pero va a ir implementándose en beneficio, y poco a poco, a pesar de todas los cerebros negro-oscuros-y-retorcidos que pululan por ahí, sobre todo en laboratorios sumamente untados por los grandes capitales, empeñados en llevar, como si fuesen burdos dioses, el destino de la humanidad entre sus manos.

NO vamos a excluir la Tecnología ni los avances, pero tampoco nos vamos a dejar invadir por los cyborgs, por mucho que pretendan crear ejércitos de éstos de medio-máquinas/medio-humanos. Necesitamos la Tecnología, si no todo esto no habría llegado a estos límites, donde TENEMOS QUE ESCOGER y relabrar nuestro Camino.

La tecnología es débil y está sometida a lo que dicte la Naturaleza. Es sumamente débil. Son sumamente débiles los avances, a pesar de que se empeñan en crear auténticos paraísos artificiales a todos los niveles. Y como sigan por ese camino lo único que van a conseguir va a ser el cansancio, el empobrecimiento y la vacuidad de la Vida misma. La Naturaleza siempre nos va a “enseñar” y como no aprendamos de sus enseñanzas no sabremos unir esas dos partes cerebrales: la maquinista y la percepcionista o intuitiva unida a lo No-Perceptible.

Que hagan los experimentos que quieran, es probable que consigan muchos “éxitos”. El único Éxito lo dirá el mismo Tiempo. El tiempo absolutamente rotundo en su Transformación y en su Transmutación es quien nos demuestra que todo es distinto a cada segundo o microsegundo que nos pasa por encima. Que somos “modelados” por algo más que está por encima de nosotros mismos. Que estamos inmersos y sometidos a Algo Más que nos viene de todas partes porque está en Todas. Que estamos ahora en la fase de un bombardeo de Energías Cósmicas que es quien nos “dicta” el Gran Cambio, eso no lo podemos evitar por muchos chemtrails u ocultamiento atmosférico de todo tipo o de cualquier manipulación climatológica a su gusto. Mientras sigamos por este recorrido: este pobre humano vivirá así: pobremente entre cincuenta u ochenta años (por mucho que digan, cuatro idiotas, que estamos en la gran fase de la vida de nuestra historia y que ahora vivimos mucho más. Platón murió muy viejo, si es que “viejo” es un concepto. Claro: “viejo” es un concepto sólo de aquí, de este mundo).

¿Reptilianos hacia los Cyborgs?

Pues mire Usté, como dijo aquel: Todo va bien, todo va bien. Yo creo, que, y aunque sólo soy una pequeña partícula en este inmenso Espacio, que eso de llegar a Cyborgs y a ciudades fantasmas, va a ser como que no. Es más, si esto se llegase a intentar implantar, siempre habrá Algo que alzará su Mano contra nosotros.

¿Cyborgs? Si ahora ya estamos medio majaretas, ahora imaginemos a esos “bichos” de humanos totalmente automatizados. Mejor que no. Para eso ya pueden ir instalando por ahí grandes hangares donde construir auténticos ROBOTS HUMANIZADOS. Pero como que no… que esto no va a funcionar así.

Léase a aquellos que hace veinte, treinta años atrás, creían que ya íbamos a vivir en auténticas ciudades en Marte y en el Espacio cósmico. ¡Qué Güay! Pensaban algunos muchos… … … Lo cierto es que todavía están experimentando, porque lo cierto es que no lo tienen, nada, nada, nada claro.

COMO QUE NO. Gracias.

Creo que me iré totalmente Feliz de este plano, Sabiendo que esto que muchos profetizan va a ser eso: COMO QUE NO.

Como aquel dijo una vez: “LA VIDA ES UN CARAMELO. QUÍTALE EL PAPEL Y SABORÉALA”, porque el Fabricante del Caramelo es Grande y Único, no nos engaña. Sólo hace falta que le quitemos el papel, el Velo y saboreemos ese gran CARAMELO: para eso nos CREÓ.

Tras la senda del que mete tiros en los sesos de los Elefantes

Querido “abuelo”, quiero escribirte con la humidad, mejor dicho, con toda la humildad que me sea posible y hábil hacerlo…

Y es que llevo días leyendo los periódicos atrasados que me traen, antes de usarlos para las labores domésticas del empapelao tras el fregao, o para las recogida de las cacas de mis animales (suerte que cagan duro!), bueno, esto es esporádico porque no hay periódico para tanto… A lo que iba, te he querido llamar “abuelo” por respeto, y es que deseo que sea esto lo que se remarque ante todo: el Respeto.

La verdad: leyendo tu historial de fracturas de cadera, operaciones, caídas y demás soponcios donde te quedas alhelado o sales dando manotazos con mala leche a tus subordinados, aunque sea ante el público del “país” entero…. Juáaaas! y es que me hace hasta gracia, abuelo, ni te lo imaginas. Cómo me gustaría verte dando cogotazos al gallardón de los cojones, que para eso ya tienes tus años, y en vez de adorarte como a buen sabio, te decrepitan y se preguntan por los medios, cómo coño no dejas ya el cargo. ¿Es por tozudez, abuelo? A mí, la verdad, me importa un bledo que estés como que no, no soy asistente ni de este país ni del otro. Como la canción dice: No soy de aquí ni soy de allá… Entiéndase bien lo que digo, y es que collons, hasta eso del separatismo de la cataluña endulzaina me importa un bledo, porque de eso se trata: de mantener alelao al pueblo con tanta directiva que si paquí que si pallá… Es un modo de alejar los problemas de-veras de las mientes de los que todavía cotizan a la ha(z)ienda pública o caja de las moneditas de ellos. O sea su hucha, su caja fuerte de los amores, de la que viven toítos ellos y vosotros y vosotras, sus graciosas majestades.

Hablando de “majestad”, no sé de dónde se sacaron el título, tampoco sé bien bien de dónde proviene el latifundio de “rey” de algo, salvo que son títulos de empoderamiento de las cosas y de las gentes que, todavía (algunos), sueñan con ser príncipes o princesas de algo… en fin, que se lo pregunten a la difunta lady dy, quién más que si no ella supo en su momento que el auténtico rey era sólo uno: el DINERO.

A lo que iba abuelo, y es que me saca un poco de mis cosas el oír o leer que por qué no abdicas ya ¡coño! Sólo falta que te digan que estás chocho, como corresponde a tu edad. Y es que, no nos engañemos, para los de este mundo esto de la edad no corresponde ni en grado, con el grado de sabiduría que pueda llevar la edad… Bueno, en gran parte llevan gran parte de la gran parte de la verdad, para qué nos vamos a engañar: cuanto más viejos, más malhumorados, más chochos, más pellejos, más egoístas… ah! si yo te contara abuelo lo que me encontré por ahí en mis andanzas de vendedora puerta-a-puerta, o sea la que toca los cojones al timbre a la hora la siesta o la comida. Pues sí, abuelo, tengo que reconocer que a los que más les importa un bledo todo es a vosotros (ojo, que a mí ya no es que me falte mucho, ya no soy una jovenzuela, pero me fijo mucho en las bocas torcidas pa-bajo de los viejos y las viejas, pocos veo de sonrientes), pues eso: que a nuestros “mayores” les importa un carajo los que vienen detrás y los que lo están pasando de apuro: “¡que se jodan, que yo cobro!”, piensan y manifiestan. ¡Ah, si no fuese por esas pensiones, os iba a importar un bledo soltar cuarenta que diez!!!

Sí, ya lo sabemos: ahora los soberanos son esos que cobran sobrepensiones, cuyos restos guardan, cuidadosamente, en la caja de su banco o de sus bancos, hasta compran acciones y demás planes (¿de futuro pa la tumba de un futuro?)… muchos, por cierto, se han ido al carajo con algunas “entidades” (nunca mejor dicho).

Bueno, abuelo, esta apoteosis es para decirte que: ni te odio ni te apoyo, tampoco te amo ni te tengo en reverencia alguna, pero sí que me hacen gracia tus salidas, porque pones en claro compromiso a parte de este socinmundo… y es que, seamos Francos, les das vergüenza. Por tanto, te digo, abuelo, que se sepa bien alto y bien claro: que si bien has servido para servir como comidilla en tus huidas a las estepas para matar a mis Hermanos los Elefantes y demás Hermanos que se te hayan cruzado por delante, ¿por qué no has de seguir en tu puesto, hasta que te salga de los güevos, o bien que te quedes dormido encima de una tarima, o te caigan las babas en los micrófonos y en los papeles de tus apuntes paldía?

Te animo, pues, a que per-sistas y estés hasta que te caigas definitivamente, para que así sepan, los muy atontaos que te secundan y te protocolizan, que ellos, sin Duda Alguna, también llegarán a tristes viejos… y por descontado, abuelo, que tanto ellos como tú llegaréis a donde vamos todos, desde los gusanos hasta los más honrados y hermosos Cerdos.

Otro día, te prometo, te cantaré a lo Quevedo, de momento me quedo con tus propios chistes y meteduras de protocolos hasta el  mismo culo.

Se acerca la fecha… próximamente: la gran pantomima de la navidad

Dedicado a TODOS y TODAS mis HERMAN@S para quienes estas fechas no tienen sentido: “En Verdad os Digo, Herman@s
¡No lo tiene!”

poor_santa_claus.jpg

¡Ay señor! ¡Pero qué burdamente y tristemente crueles que somos!

Bordamos con aromas de jamones, quesos, embutidos, bombillitas, lacitos de colores, botellas llenas de borbotones de espumosos líquidos recién elaborados en los alambiques de los señores de los viñedos!!! Esos aromas ya se empiezan a esparcir… Sí: gente por aquí, gente por allá, llevada de no sé qué afán de la apariencia porque ¡es navidad! ¡Ah, triste Solsticio de Invierno!!

Triste solsticio de Invierno, tú que invitas a una gran parte de tus Criaturas a morir físicamente: bueno, tampoco hay para tanto, la mayoría son insectos… el resto ¡resistiremos! Pero… pero ¿qué sucede? y ¿qué sucederá cuando realmente nos están quitando el invierno? Bueno, para eso están los programadores del “tiempo”: unas gotas heladas por aquí, otras por allá, la gente que se cree que sí, que ¡ha llegado la navidad!

Navidad, triste nombre, para muchos, para demasiados, quizás, unas epopeyas llenas de añoranza y de llantos, llantos de echar de menos a alguien, llantos dentro de las oscuras almas de humanos que no saben que su leve existencia es algo más que eso, por eso la siembran de hechos, de re-hechos, de aconteceres, de memorias de los “tiempos”… pero ¡ah, es navidad! y hay que hacerse eco:

–¡¡Sí, señores y señoras, bienvenidos todos al circo de la omnipotencia, y para que se demuestre bien quiénes somos os preparamos el programa de reducción y ¡al suelo del ego! que viene navidad. Sí, señores y señoras, prepárense, porque ahora les toca soltar a la salida del súper: eso: un bote de garbanzos, un kilo de arroz, otro de harina, puré de patatas (para que no se diga). No estaría de más, señores que para que esto les resulte menos hediondo y doloroso, soltasen también una tableta de turrón (porfa, medianamente pudiente, no el de cacahuetes o de chocolate barato), unas cajas de barquillos…. y les ruego que a bien tengan, no sólo soltar un brick de vino barato, sino si pueden alguna botellita de sidra o de champán, perdón vino espumoso del país. Bien: Recogida tal y tal, lo pueden depositar en los carritos a la salida de nuestro Establecimiento. Agradecidos les quedamos todos los que llevamos los hilos… que no se diga que no colaboramos con esas piojosas instituciones que dan de comer sopa caliente a los que okupan los bankos callejeros (en depende qué lindas ciudades),  o bien que reparten en los komederos sociales, o simplemente en los bankos de a¡h!limento pa los roñosos esos de los pobres!!

Es cierto, ahora es la época de la ilusión, de la baratija ilustrada que se procura encauzar sobre todo sobre esas criaturitas de conciencia todavía suave y no con cara de lija… hay que comprarles el pesebre, el arbolico, las lucecicas, los mazapanes y los juguetes… ¡ah, tiempo duro de crisis instituida por los cuatro chorizos planetarios!, que asustados han implementado eso que se llama CRECIMIENTO CERO: para los conspiranoikos: detención y matanza de la humanidad en más de la mitad… Sí, señores y señoras, somos más de seis mil millones comiendo, bebiendo, meando, cagando, jodiendo… despilfarrando, matando, masacrando, llenando de basuras todo, contaminando las aguas con los jabones, esencias del paraíso, pútridos olores de esencias embotelladas, pastillas de esas que te drogan o que pretenden curarte (por lo menos mantenerte a raYa)… en fin el catálogo es soberbio… interminable… tanto que si todo esto llega a manos de ése de quien se dice que va a nacer en el corral ese 25 de diciembre (todo falso, hasta el jesulín en talla), creo que éste saltaría de su tumba, pero con un resorte de los mil demonios para derrumbar no los tenderetes de los templos, sino para darnos un bofetón y escupirnos a todos en el Averno más horrible.

Novedad de las próximas celebraciones nativideñas: de ahora en adelante se sustituirá la famosa “estrella” de Belén, por un OVNI, sí, señores, tal y como debe ser, porque a pesar de todo, eso que llaman “niños” no son tontos del todo y saben que tras todo este cotarro de baratijas y cosas indescriptibles por lo irrisorias y dramáticas… hay algo más: sí señor, una verdad: que no procedemos ni de adán ni de eva, que eso de los castigos del “señor” son una secuela de  una película mala, y que eso del cristo que  nace entre pajas para luego escupirle y clavarlo como una lagartija a un palo… pues tiene tela… Por eso para ellos, para los más Peques ya les es la hora de re-volverse y rebelarse para decir una gran verdad: SO MEMOS, que ni es navidad ni hay reyes majetes, que venimos de los espacios insondables, que nos han cortao los cables, que el yavéh asesino nos controla, y que, sin más, es probable que de aquí a unos años, sí, realmente sólo quede una buena simiente de la siembra que se propagó a diestro y siniestro por nuestro planeta: vendrá la hora de los escogidos, eso sí, serán bien pocos y los encargados de la guillotina  no será ni la Madre, ni el Padre insondable del Cosmos, sino los mismos jilipollas que nos hemos multiplicado como ratas, hacinados y con una RABIA plenipotenciaria que nos reconcome por dentro, pero como nos tienen drogaos y atontaos ya se encargan las grandes facciones preparadas al uso y estilo militar de lo más refinado, para eso a sus delfines les equipan con cascos, botas, guantes, metralletas, porras, gafas 3D, gafas rayoscópicas atravesables de paredes, bombas, bombetas… en fin todo lo que una criatura de hoy puede desear que le traigan los reyes el día de mañana, es más: a comer de la teta boba que ellos sólo se encargan de disfrazarse, llevar esas pesadas mochilas armamentísticas hasta el puesto de batallita para allí descargarlas y des-caga(r)se contra los pobres infelices que se les crucen por delante.

Felices Pre-navidades, pre-ñadas de insensateces, eso sí antes nos queda un buen puente, puente que muchos aprovecharán porque se nota en las redes, ya lo creo, y es que en los blogs sólo se entra los días laborables ¿o NO? Esto viene a ser el síndrome de algo, considero… bastante grave.

Un beso

“Preocupante” situación “global” vs la CAGADA de los dirigentes titiriteros tras el telón de acero de lo imposible: dejar este “mundo” a 0, o la creación de un simulacro de híbridos agonizantes

Perdonad lo extenso del título, pero creo que, con ello, ya resumo si no todo, casi todo lo más importante que todos ya sabemos.

¿Que todos sabemos? Sí, aunque el resto, una gran parte, quizás todavía alrededor de un 90 por ciento realiza y pone en práctica la filosofía del avestruz, que por otro lado es bien idiota: con los pies en “tierra” (falso raciocinio) intentan auto-explicar-se a sí mismos que “Todo va bien… todo va bien, amigo Frodo…, todo va bien” y que el Progreso, al final, llegará a imponerse por sí mismo como una bella prebenda racional de los cambios de siglos… Todo va bien Frodo, todo va bien, atrás quedaron los neandertales y los vikingos, los griegos, los romanos, las sociedades primeras del progreso progresivo, las máquinas chuzas de carbón, las de petróleo (perdón, éstas últimas todavía no), los nazis, los demócratas y los republicanos, los neocapitalistas, y… perdón, me olvidaba de los indios, los negros, los australianos, y por no ser menos, los gorilas y los elefantes. Me olvidaba, en esto, todavía flota una cuestión denigrante: los cocodrilos arrojados por el váter y que acaban, cual ratas triunfantes, acomodándose al mundo de las cloacas…

Bien, perdón por el desvío, vuelvo a tomar el hilo preocupante de nuestra situación actual: Ya sé, ya sé,… porfa no me déis de collejas porque ya todos sabemos cómo estamos y cómo mal-vivimos, cómo tratamos ahora (hasta) de respirar, y por si no fuera poco, hasta el AGUA dicen que ya es todo un lujo… O sea que por ellos, y si por ellos fuera, mejor NI HABER NACIDO.

Ver todo esto como un mosaico, como un puzzle o un rompecabezas desde el espacio etero-espacial, es bastante espeluznante: Ver con el ojo del halcón, todos los grandes “proyectos” que están flameando y brillando como espada de Damocles, suspendida sobre nuestras cabezas, da, ciertamente, TERROR, pero, ojo, tengamos en cuenta que este terror bien llevado nos puede y nos debe llevar al Alba de una nueva Existencia. En estas estamos, más de un millón y cientos miles más (unos más conscientes que otros), unos disfrazados de buenos (pero que no lo son), otros aprovechándose de esta lodosa (y dolosa y dolorosa) circunstancia, otros, en cambio, apostando por el Cambio verdadero (que es costoso, qué duda cabe y más va a ser), y otros, tan digna y jurídicamente y legislativamente ahí aposentados, viéndo cómo se retuerce el circo que han montado.

Bien, todos sabemos  ya a estas alturas que lo de la “crisis” es ficticio ya que aunque la suframos en la carne y cartera de los bolsillos y en el dobladillo de la desesperación personal y situacional, la han creado como proyecto inicial del gran Blooff o puafff, o sansacabó lo que se daba: progreso a mogollón sin consciencia y sin conciencia. Hablando en plata, como ya sabéis, rondan por ahí unos cuantos listillos de turno que son los que dominan el panorama mundial que tienen al “mundo” cogido por los webos, y creen y piensan que no se les escapa ningún hilo.

Su programa de Reducción de la Población Mundial, va totalmente en serio y se extiende y tienen sus programas como hasta más allá del 2050, creo que debe rondar ya pacerca del 3000 que viene… confiados ellos en que serán de ellos de quienes les sobrevivan sus “hijos”, para eso han guardado gusanitos vivos en los tubitos de ensayo para posteriores o futuras madres o futuras contenedoras de duplicados de embriones, y para ello también muchos tienen ya dictado y escriturado guardar sus “cerebros” en cajas mac-donalds puestos al pelo cero, o sea afeitados del cráneo para ser mejor criogenizados.

Esto borda lo absurdo, y como bien todos sabéis es cierto, por ello, cualquier sintonía que os pueda por ahí sonar como una flauta: es cierto, no es cachondeo sino la más auténtica y verídica VERDAD, y si no, ya lo sabéis consultadlo en vuestros sueños.

Que no nos falte el buen humor, eso ante todo, ya que la cosa es más que seria y fea, es horrorosa y traspasa cualquier relato de nuestro buen amigo finado Kafka, quien ya se nos antepuso a los tiempos y nos daba el toque de atención al respecto del futuro del hombre sobre la Tierra, si seguía tal cual, pisando tablas en un mundo absurdo, un teatro hecho a su imagen y semejanza.

Voy a intentar resumir un poco, sí, ya sé que todos lo sabéis, pero no está de más, de vez en cuando, contemplar el patio desde fuera para ver todo el terrible panorama de desolación en el que nos lo están dejando.

1) Por un lado tenemos: los estados, los gobiernos, los señores del “poder” a quienes hay que quitar los anillos de sus alianzas monstruosas, los ejércitos,….

2) Por otro lado tenemos los laboratorios con sus infinitas ramificaciones:  mutación de alimentos; mutación de genética; mutación de enfermedades o sus causas para posteriormente venderte los remedios; laboratorios químicos que son, actualmente, un auténtico tesoro ya que se nos han filtrado con sus inventos y descubrimientos hasta la última de todas y cada una de nuestras células.

3) Resumen: control absoluto de Toda la Humanidad, a través de todo, sin que podamos (aparentemente) escapar de esta trampa o ratonera gigantesca.

Mientras por un lado tiran del cordón de la crisis para ahogarnos, dejarnos sin techo, dejarnos sin comida, sin futuro, sin camiseta, sin bragas, sin calzoncillos, (control total);… por otro lado tiran de los antros de la muerte como son los centros sanitarios que están ligados a los laboratorios, que son los que a su vez nos suministran las drogas que nos van a permitir “curarnos”, y por otro nos van a tener “contentos” ya que hay drogas y remedios para todo: estrés, insomnio, jaquecas, mareos, cánceres, reúmas (éstos creo que ya van a menos), alergias, etc., etc., etc.

Agregados a este último panel están los controladores “aéreos”-o-de-coco, o controladores psico-pato-lógicos de todo tipo y especie, quienes a su vez vuelven a estar ligados al mercadeo de aquellos últimos: los laboratorios (Ah, benditos ellos!).

Resumen explicativo de laboratorio: CREAN LA ENFERMEDAD Y LUEGO TE VENDEN LOS REMEDIOS.

Apostillados en el lado más oscuro, allí donde no es visible, ya que está a la vista y expuesto a todo el mundo, se halla el sector “alimentario”, donde se acaban de cuajar todos los hilos, es decir, y mejor dicho, donde mejor se carda y se hila la lana que luego va a venir a nosotros en forma de cosa “imprescindible” y donde, por no haber (mayor parte de los casos) más webs que pasar por esa bufanda: TODOS LOS “ALIMENTOS” QUE TE/NOS VENDEN ESTÁN ADULTERADOS. Claro, no es cosa que mate al segundo de la ingesta, sino que está planificado para que, dentro de uno, cinco, diez, máxime unos veinte años, algo falle dentro de los cuepos que habitamos, algo haga plaf! y se descuajaringó la maquinaria, con lo cual vuelta atrás: a los señores de la bata blanca que te “ponen a punto” quitándote o remendándote y que luego vuelven al otro organigrama: los laboratorios, quienes, si hay suerte ya te han pillado por webs para toda tu vida (la que te quede, claro).

No nos olvidemos, que en este maravilloso estante están ya con todo lujo y brillo los TRANSGÉNICOS, destinados, según ellos, a que no pasemos hambre, pero todos sabemos lo que eso significa: nuestro fin y/o deformación como especie, o sea extinción poco a poco sin que se note muy claramente, además estamos tan bien acostumbrados a chupar y a no preguntar, y cuando no a “pensar” que ellos (los otros) lo hacen por nuestro bien, tanto que ni siquiera nos molestamos en darle importancia, pensando (much@s), que hasta esto es el “progreso”.

En esa misma esquina siniestra y camuflada están las llamadas “bebidas”, entre ellas, y sin entrar a saco sobre todas las porquerías que se enlatan, embrikan y embotellan. No meto aquí las llamadas  otras “bebidas”, a las que acercas una cerilla o el encendedor y sirven para la barbacoa… éstas ya mejor ni tocarlas ya que pertenecen al más puro libre albedrío de cada cual. Si nos remitimos, pues, a algo tan simple como puede ser el “agua”, vemos que su análisis no resiste nada, sobre todo si nos referimos al control del “agua” que te/nos llega mediante tuberías y cuya composición dista mucho ya de ser simplemente “agua”.

Así vemos que mientras “luchamos” por conseguir eso tan básico descrito atrás: alimento (que no lo es), bebida (que no es tal, sino que son preparados químicos), nos van restando por el otro lado la esperanza de conseguirlos, y también la esperanza ya de tener tan siquiera ni una vida mínimamente acomodaticia, sino que nos van restando la posibilidad de tener el techo que nos acoja y donde nos podamos (teóricamente) aislar tanto de frío como de calor o bien de disfrutar de nuestro alimento o nuestra bebida o “confort”.

Rotos los esquemas de los bienes básicos (bebida, alimento, techo), al negar-nos lo más básico por donde podíamos acceder  a ellos: el TRABAJO del esclavo asalariado, ¿qué nos queda, qué les queda a muchos? = la indigencia y la exclusión de esta fábula de sociedad,… bien, aquí )en este punto) ya se han des-quitado  unos cuantos miles y millones, cuyo “futuro” ya ni es reinsertable ni accesible, o sea que borrón y cuenta nueva en sus estadísticas: misión cumplida.

Parte de esta misión cumplida también la cumplen ya los “tocados” por el ala de la mal llamada “sanidad”, o sea todos los caídos en combate por el otro frente de “alimento-bebida-aire-alteraciones mentales”.

La mano siniestra de todo lo que nos acuna se extiende no sólo a lo que comemos, bebemos, respiramos, sino a todo lo que “tocamos” o que forma parte de una vida cotidiana moderna: todo tipo de tejidos y elementos ya sean los propios de las construcciones de las viviendas como los de los llamados “electrodomésticos” o miles de complementos, complementos todos ellos fabricados con sustancias tóxicas y de las que nos rodeamos “tan alegremente”, eso sí, y de nuevo echando alabanzas a los laboratorios, tenemos los llamados “productos de limpieza”, a los cuales habría que dedicarles capítulo aparte o bien simplemente un sainete de agradecimiento por dejarnos tan “higiénicamente” limpios como hasta “colocados” en mares de fragancias que simplemente nos “recuerdan” que algo existió: el mar, la brisa, las flores, o hasta las caricias, etc., etc. Saltemos de esto de nuevo, como en el juego de la oca, a los llamados productos de “higiene” íntima, personal o de refuerzo, o sea los llamados productos de belleza, que de ¿dónde vienen? Pues eso: nuestros amigos los laboratorios, de los cuales dependemos tanto ya que han hecho un enorme cubículo de ensayo y resultados al mundo entero mundial.

Volvamos ahora pues: para mantener el hilo conductor de todo lo expuesto: “alimentos”, “bebidas”, cacharrería de todo tipo y sus combustibles, los señores del “poder de los anillos” mantienen en equilibrio los últimos reductos del planeta: es decir, mientras sean necesarios (según su hilo de teatro-economía) allí van a estar ellos: defendiéndonos de todos aquellos que, miserablemente, quieran coartar o cortar nuestro nivel “de vida”, así, digo, esos señores de los anillos de la alianza poseen el control mundial sobre todo el resto, para ello organizan guerras como si fuesen festivales de pirotecnia, invaden, saquean, quitan, ponen, ensayan nuevas armas letales y, de paso, ven qué tal les va sus últimos inventos, que cómo no: de ¿dónde salen? Pues de nuestros queridísimos y entrañables amigos: los laboratorios, de donde salen armas invisibles genocidas, a cuál más terrible, pero no importa, ya que en este caso se lo chupan los otros de forma más visceral y visible: los hipotéticos enemigos.

En este circo me olvidaba también de algo importante y que también pertenece al macrocentro planetario: los laboratorios, se trata de las conquistas hechas por países bienestantes y democráticamente elegidos, quienes utilizan las tierras de esos innombrables enemigos para sembrar algo inestimable: las drogas, de las cuales se nutren, como he dicho, y tanto en un sentido como en otro (droga directa para el personal de a bordo, a los cuales hay que mantener “contentos”, o como droga que luego se usa para los fines opuestos: curar los  males que ellos han creado).

No sigo porque esto es, por supuesto, mucho más extenso, pero básicamente es: NOS TIENEN COGIDOS DE LAS AXILAS, treinta días antes del afeitado, o sea que tanto si queremos como si no, el CONTROL ES ABUSIVO Y MUNDIAL, con lo cual lo que me asombra es lo siguiente: ¿Cómo se dice que vamos hacia el nuevo orden mundial (nwo) si ya nos tienen pillados desde hace décadas por los coj… contra la puerta? ¡Ah! La Respuesta = Ahora están cerrando la Puerta, o sea que quien esté a tiempo retire sus cataplines de la bisagra porque están dando portazos a diestro y siniestro. Esto es su plan de AHORRO Y ECONOMÍA DE LA HUMANIDAD ENTERA.

Y quien no se entere es que es tonto, ciego, jilipollas, o simplemente un hipócrita que sólo sigue la filosofía del avestruz: tengo los pies en el suelo luego existo, pero no veo ni oigo nada, me tapo con las alas del cuento y la leyenda del señor de los anillos: “Todo va bien, Frodo, todo va bien… la humanidad llegará a su destino, todo va bien”.

Los que no estéis despiertos todavía, porfa, porfa y porfa, aplicaros el cuento.

Requetedisculpas, me olvidaba de algo importante y con mucha fuerza en el teatro donde nos tiran de los hilos de las axilas: LOS ESPRAYS GIGANTES… de los “cielos”, nubecillas químicas, a saber… … y otras materias primas, de laboratorios, también. Si es lo que decimos todos… ya no hay lugar ni habitable, ni respirable, ni nadable, ni nada de nada. ¡Me olvidaba! Los señores de la alianza de los anillos pronto empezarán a vender a los pocos bienestantes agujeros-nichos bajo la tierra… sí, sí, ya sé, no me déis de collejas: todos sabemos que están en marcha hasta ciudades-gusaraniles enteras bajo la corteza, pero… pero como todo cuento, esto, un día u otro vendrá a des-cuajaringarse, máxime a ellos, ya que los anillos, al fin y al cabo, como en todo cuento, son de mentirijilla, ni tienen poder y lo que es peor: ¡Vienen de material de plástico made Taiwan!