Vamos a SALIR, claro, y, cuando lo hagamos, esperemos ver el Nuevo Cielo y el Nuevo Sol…

Esperemos ver el Nuevo Cielo y el Nuevo Sol… No va de broma…

No es bueno para nuestra salud psíquico-física estar todo el día pegados a las noticias…, a las estadísticas…, a los números…, aunque en realidad esto parezca un apocalipsis, resulta que nunca (hasta ahora) hemos hecho caso a las estadísticas, número de enfermos, fallecimientos y sus causas… Cada país tiene publicadas sus estadísticas, en general. No voy a decir que esto es la “contra”, de lo que se trata es de que sepamos poner límites a nuestro autoenvenenamiento, a nuestra ansiedad, a nuestro malhumor, a nuestro sentido de “confinamiento”…

Es hora de pensar en quien: está confinado, en los países más pobres, en sus faltas de recursos, en el número de fallecidos por HAMBRE y ENFERMEDADES por NO TENER RECURSOS… Es hora de sentir, que, en el fondo, nuestro egoísmo, puede terminar con nuestra “especie” y que tras un lapsus corto o medio donde “tod@s somos maravillos@s”, después, realmente después (tres o cuatro meses), tras pasar esta crisis, será cuando nos veamos de verdad y nos re-conozcamos de verdad frente a los demás, nuestro modelo social y nuestra relación o NO-RELACIÓN con el resto de países, comunidades y seres humanos.

Es hora de SABER que nuestro Planeta, realmente es muy pequeño, que está a un paso de zapatilla o a un paseo de mochila, por muy grande que nos haya parecido y que lo que pasa o está pasando o ha pasado en otro lado: a nosotros ni nos afecta ni nos va a llegar…. PUES SÍ… y esto, AMIG@S es algo que tenemos que grabar a fuego espiritual en nuestro cerebro, ya que:

El simple aleteo de una mariposa,
puede originar un maremoto…
El mal de quien sufre,
nos llegará, tarde o temprano, a nosotros…
Quien sufre aislamiento, terror…,
también está enviando sus vibraciones
hasta que nos llegue a NOSOTR@S.

En definitiva, EL MAL AJENO ES EL NUESTRO TAMBIÉN. Desgraciadamente, por eso que debemos ser conscientes de que no hemos INVENTADO LA VACUNA DEL MAL AJENO, del HAMBRE AJENO, del SUFRIMIENTO AJENO, de las PENURIAS AJENAS, de la DESAZÓN e INCERTIDUMBRES AJENAS.

ESA ES LA VACUNA QUE DEBEMOS ENCONTRAR:
TU MAL, ES EL MÍO…
Y EL DEL OTRO ES EL MAL QUE NOS CONTAGIARÁ,
TARDE O TEMPRANO: A TOD@S…

Es tan importante, pues, que TODOS Y TODAS ESTEMOS EN ACTITUD INTERIOR POSITIVA, ENVIANDO OLEADAS (INVISIBLES) DE ENERGÍA POSITIVA AL RESTO….

ESTO DEBEMOS HACERLO, SÍ O SÍ,… Porque, Recuerda: Tu mal es el mío y el mal ajeno es el mal de todos. Y esto NO ES EGOÍSMO, sino SENTIDO COMÚN Y EQUILIBRIO EN ARMONÍA Y AMOR DESINTERESADO.

GRACIAS, GRACIAS GRACIAS y, cuando pensemos en nostros, pensemos también en EL RESTO, SOBRE TODO EN QUIENES LO ESTÁN PASANDO PEOR….

ESTO PASARÁ, Y PASARÁ PORQUE
ASÍ HA DE SER…

PASARÁ PORQUE LO QUE ESPERA
NUESTRO HOGAR-TIERRA

ES A UN SER HUMANO GRANDE,
RESPONSABLE Y COLABORATIVO.

ABRAZOS Y SONRISAS….

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s