Archivo diario: 9 de abril de 2015

La Escalera de la Sabiduría

A medida que vas subiendo por los Escalones del Conocimiento vas notando cómo los Mensajes Ocultos te son des-Velados.

No importa el tiempo físico que tardes en subir o permanecer en cada escalón. También es cierto que puede que en cada parada te suene que estás perdido o que estás aprendiendo cosas que no “sientes” por dentro.

Si esto es así, lo más posible es que en ti nazca, que surja, una Medida nueva del Tiempo: la Sincronización.

La Sincronización es “aquello” que acontece sin ninguna mediación aparente o buscada, sólo como necesidad de tu Mente. Se suele denominar incluso como “casualidad”, en el mundo que trata de ocultar y de solidificar con velos lo que no puede explicar. Sólo la persistencia de una especie de “duda” interna es la que concluye en determinar que se dé la Sincronización que te permite seguir avanzando en la Escalera de la Sabiduría con cada Escalón de Conocimiento.

El Conocimiento suele ser intuitivo, reflexivo, contemplativo, también comparativo (con todo lo que tenemos aquí de bagaje humano). Intervienen en Él la Gran Madre: la CREACIÓN entera con sus Criaturas, con Todas Ellas: las aparentes-visibles, las no-visibles, las que tienen Motor de Movimiento (físico individual) y las Criaturas Inertes, porque toda la Creación es Criatura de Dios Creador. Cada una con una Inteligencia Sagrada Infinita.

¿Qué es la Inteligencia Sagrada? No tiene nada que ver con ninguna teología, porque las teologías son los “mandamientos” o estructuras de las creencias que suscriben los humanos para guiarse y para guiar a multitudes dentro de un control religioso, no místico, o místico, pero que crea esos dogmas-reglas donde agrupar todo lo que no es posible aglutinar, porque EL TODO no es aglutinable en ningún dogma o ley humana, sobre todo porque es Infinito; tal vez por ello nos fue concedido el Arcoiris mismo, para no olvidar la multitud de matices que posee todo Ser Vivo.

No vamos a despreciar ninguna Religión (de Re-Ligar = Unir) porque todas ellas proceden de la misma Luz que trata de iluminar nuestros Ojos Interiores y librarnos de los velos, pero hay que tener cuidado con quien trata de quitarte unos velos para sustituirlos por un negro manto, que, incluso, puede tapar no sólo todo tu cuerpo, tu rostro, sino incluso tus ojos y dejarte ciego en tu Recorrido.

El Creador no ha dictado ningún vestido. De hecho nos Creó totalmente desnudos. Somos la Criatura de la Creación con menos defensa corporal que pulula por este Planeta, aparte de otras pequeñas criaturas, pero éstas no necesitan de vestidura alguna.

La Inteligencia Sagrada es aquella con que nos dotó el Creador a TODOS y cada uno de los Seres que vibramos en este Planeta Tierra. La Madre Creación nos hiló, nos tejió para protegernos a todos y cada uno de nosotros, no sólo humanos. Todos estamos provistos de la capacidad de “percepción” de los peligros, aquella que nos dota perfectamente para que vivamos nuestro período de tiempo que nos ha sido “concedido”, regalado. Muchos les llaman instintos básicos de supervivencia. Pero es algo más, es mucho más. La Inteligencia Sagrada es aquella que permite unas cosas y otras no, por mucho que, nosotros, los humanos intentemos sobrepasar tristemente esos límites.

[Ahora en estos tiempos de invasión de esos límites donde se llevan a título de experimentación en laboratorios (sobre todo) y fuera de ellos (capacidad de respuesta psicológica, capacidad de soportar sustancias invisibles –radiaciones-,… etcétera) la alteración de esas Leyes de la Inteligencia Sagrada, es cuando están entrando de lleno dónde levantar esas “barreras” y propugnar otras para declararse como el mismo “dios”. Este es un principio, naturalmente todo esto forma parte del Gran Proyecto o Gran Obra del nuevo Mundo, pero esto será lo que dará el toque de alerta para no vulnerar de forma tan degenerativa y hasta destructiva-irracional la Sagrada Inteligencia de la Creación. De todo esto, es más lo que no sabemos que lo que llegamos a saber, porque forma parte del tinglado “secreto” de las “secretas” intenciones de ciertos gobiernos, quizás de todos los que ahora ostentan el poder de las naciones. Demasiados “secretos”… demasiados que no llegan a la población, sobre todo porque consideran que la población es eso: populacho ignorante, y si no, léase con claridad cómo han estado denominando y denominan esos “ostentadores” de poderes laicos a los que se intentan aproximar a su altar de poderío: “partidos populistas”, consecuentemente: partidos ignorantes, partidos que no van a llevar a ninguna parte, salvo al desastre… o al desastre de la “política”. La continuación de esta reflexión léala o prosígala cada uno por su parte, sólo deseo remarcar la alteración a través de grandes y pequeños experimentos que están llevando a cabo los gobiernos o instituciones “científicas” sin el conocimiento y consentimiento de la “población” en general.]

La Inteligencia Sagrada no es habladuría teológica o de un dios hipotético que se esconde tras unos catecismos, dogmas y dictados teocráticos o figuras alegóricas religiosas. La Inteligencia Sagrada es aquella que Guía a cada Criatura a cumplir con Su Pacto dentro del Orden de la Ley Cósmica. Esta Inteligencia es la que formó y sigue dando vida a la multipluridad incontable de Criaturas, muchas de ellas todavía ni descubiertas ni clasificadas. Lo cierto de esta Inteligencia Sagrada es que cada una de Sus Creaciones cumple una Misión específica dentro del gran Tejido de la Vida Manifestada. No es Mística de lo que estoy hablando, aunque nosotros entendamos que esto es mística, puesto que es mística en sí misma y la mística no es sino CUÁNTICA: el perfecto Matrimonio de una Partícula con otra Partícula para dar Vida a determinada Sustancia o cuerpo físico (como aquí lo podemos denominar o percibir a nivel “físico” o “real”). Todos sabemos eso tan básico de la “ley de la atracción” no sólo en física y química, sino también lo de la “ley de la repulsión”. Esto pertenece a la Inteligencia Sagrada, que traducida, pongamos a nivel “mental” o de pensamiento o “cerebral”, codifica a cada una de sus Criaturas y las capacita no sólo para que sepa defenderse y poder vivir “su vida”, sino que las capacita inconsciente y subconscientemente para que cada una cumpla su “función” o “misión” en su propio nivel o rama o tipo de Creación. No es nada complejo, todo es cuestión de Observación, sobre todo, de que esta Observación sea la que nos lleve a ir subiendo los Escalones del Conocimiento, y que debe de hacerse a través del Corazón: él nos guiará a través de nuestro cerebro. Nuestra Mente Inferior-Cognitiva cuando se une a nuestra Mente Superior-Luz es la que nos capacita para “entenderlo”, si no todo, sí cada paso de la Creación que intenta que nos sea des-Velado.

En estos tiempos donde todavía se discute, mejor dicho, se empieza a “pensar” y hasta a plantear de forma generalizada si, por ejemplo, los Animales tienen Alma, es necesario que comencemos a penetrar en el Sagrado Conocimiento de la Creación: La Inteligencia Sagrada de la que estamos y está todo impregnado. No existe nada al azar, nada surgió por casualidad, nada existe porque sí o per sé, nada sobra, nada falta, todo se va transformando, todo se va adaptando, todo se va Trans-mutando. Y es que Trans-mutar es algo más que mutar. Trans supera el tránsito más allá de cualquier modificación o mutación. Transmutar es traspasar un umbral para alcanzar otro e ir penetrando y recorriendo el Camino de lo Sagrado.

Sagrado pertenece a lo Impenetrable porque, dicho coloquialmente, somos Criaturas, Hijos de un Creador, Somos como Él, formamos Parte de Él, pero no somos Él hasta que a Él no Regresemos. Él es Infinito, nosotros somos finitos. Somos una Partícula más de su Creación, no somos Su Cuerpo entero, entender ese Cuerpo es lo que nos llevará a la Felicidad y al Agradecimiento del Don de la Vida-Creación.

No confundamos lo Sagrado con lo teológico. Hemos de ir desgranando la espiga: Debemos ir re-ligando y sacando la paja de las semillas que lleva cada religión. Lleguemos a lo Sagrado a través de cualquiera de Ella, porque cada una de Ella, cada Religión es una Perla Sagrada por eso fue transmitida desde lo más hondo o supremo del Cosmos a través de Profetas, Maestros, Iniciados, Guías,… para que nos guiasen a nosotros, Sus Criaturas. Tenemos esa capacidad. Y, es que, de hecho, todas las religiones, al igual que cada zona de nuestro Planeta guarda una similitud grande, sólo las diferencias son muy externas o superficiales, no podemos quedarnos en la piel. La piel de la Serpiente debe ir mudándose, y si no, recordemos aquella frase del Maestro Cristo: “Sed como las Serpientes”.

¿Y tú qué quieres ser de mayor?

Yo quiero ser un mendigo
Yo quiero ser un desahuciado
Yo quiero ser un proscrito de la sociedad
Yo quiero ser un esclavo
Yo quiero ser una mujer maltratada*
Yo quiero ser un bebé maltratado
Yo quiero ser un niño maltratado
Yo quiero ser un anciano maltratado
Yo quiero ser un adolescente acosado
Yo quiero ser un negro
Yo quiero ser una víctima de guerra
Yo quiero ser un muerto más en un país en guerra
Yo quiero ser un refugiado
Yo quiero ser prisionero de un campo de concentración
Yo quiero ser un hambriento
Yo quiero ser un sediento sin pozo
Yo quiero ser un aislado en un desierto
Yo quiero ser un niño violado
Yo quiero ser una prostituta*
Yo quiero ser un drogadicto
Yo quiero ser un enfermo psíquico
Yo quiero ser un disminuido físico
Yo quiero ser un total discapacitado
Yo quiero ser un cuerpo vegetal
Yo quiero ser un hombre con cáncer
Yo quiero ser víctima de algún accidente
Yo quiero ser víctima de algún desastre
Yo quiero ser víctima de algún crimen lesa humanidad
Yo quiero ser víctima colateral de guerra
Yo quiero ser víctima de algún asesinato
Yo quiero ser víctima de tráfico de órganos
Yo quiero ser un niño-esclavo sexual
Yo quiero ser víctima de algún proxeneta
Yo quiero ser un presidiario
Yo quiero ser un emigrante ilegal
Yo quiero ser un emigrante fugitivo ahogado
Yo quiero ser un niño-esclavo de alguna multinacional

Yo quiero ser un… … … [dejo espacio para vuestra lista propia, lectores]

–¿Y tú QUÉ QUIERES “SER” de mayor?

–¿Yo?… Yo QUIERO SER YO MISMO,
me gustaría ayudar a todos los que quieren ser un “yo” impuesto. Soy pequeño todavía, pero me gustaría ir a la escuela, aprender, tener amigos, que mi familia me apoye y me quiera cuando más sea necesario. Después me gustaría ir a una escuela superior donde aprender más cosas, y luego a la universidad para seguir aprendiendo un oficio, el que más me guste, porque… Yo sé que nunca seré un doctor o un catedrático o un psicólogo o un policía o un bombero, nunca lo seré porque ante todo seré un Ser Humano, pero luego, claro, me encantaría estudiar y más tarde trabajar en lo que más me guste, que es aquello que pueda hacer bien o dar lo mejor de mí mismo. No creo que ser yo mismo sea un oficio. Ni creo que un oficio sea yo mismo.
También sé que mis Amigos de la lista saben que lo más seguro es que acaben siendo todo aquello que están nombrando. Porque “ser” es una etiqueta impuesta por la sociedad de este mundo, este mismo mundo que les condenará lo más seguro a que sean eso que dicen que llegarán a ser.
Por eso, sólo quiero SER un Ser Humano, que se dedique a lo mejor que sepa hacer, y sobre todo a evitar que lo que mis Amigos de antes han nombrado, jamás llegue a suceder.

—————————

(*) Va en género femenino el maltrato de género, que también se puede dar en el género masculino. Dejo en género femenino lo de “prostituta”; ya que ambos términos se suelen usar más –y dar– en ese “género”.
Entiéndase el resto de la lectura a ambos géneros: masculino y femenino. Sería bueno, además que cuando leamos un determinado “género” entendamos que van englobados los dos. Es cuestión de Enseñar en eso que llaman “educación”, que el género o cualidad o diferencia de sexo no es sino una acepción, que en nada debe discriminar ni realizar distinciones entre ambos tipos de seres humanos. Has podido nacer mujer como has podido nacer hombre. En el fondo aunar o no hacer distinción psicológica consciente, inconsciente o subconscientemente va muy relacionado con la sociedad-tipo, la cultura-tipo, la estructura-tipo, los gobiernos-tipo. Se ha hecho una Gran Discriminación de ambos “géneros” de sexo debido a que los intereses predominantes, sobre todo del macho sobre la hembra, han sido hasta ahora los que han validado y han relegado siempre al más débil a cumplir con lo predispuesto por el más “fuerte”, no siempre mentalmente, claro; no siempre el más sabio, claro. Lamentablemente esta lacra está tan extendida que el uso que hago tan frecuentemente de la “@” en muchos escritos, debiese ser más extenso en los grandes “medios”, porque es entrar a trapo en que debemos, deberíamos, ser muy “conscientes” de que estamos hablando en los dos términos y que no hay distinción. Y es que si No Lo Vemos físicamente con los ojos –como hacen con la constancia con que nos atizan de todo lo negativo–, como que nuestro inconsciente colectivo sigue sumado a ese carromato de la discriminación, no sólo de sexo sino de piel, creencias, religiones, etnias y edades de los hombres**. (**)Léase Mujeres También.

Canción de cuna para la Maldad

No nacisteis de brazos diferentes
que de los brazos de una Mujer.

Duérmete niño, duérmete inocente,
que mañana, tal vez mañana
tu inocencia se quiebre para siempre.

En los brazos de una mujer
dormía un bebé plácidamente,
ignoraba que tiempo adelante
dejaría de cerrar los ojos
durmiendo plácidos amaneceres
para despertar a estragos y horrores.

Duérmete niño, duérmete inocente,
que mañana, quizás mañana
tu bondad se resquebraje para siempre.

En el vientre de una Madre,
una madre cualquiera,
cualquier madre
se acunaba plácidamente
una Obra semejante a la del Padre.

El Padre vibraba en la criatura,
la Madre lo alimentaba con su sangre
le daba el calor del agua de su Vientre.
El Inocente ignoraba que meses…
que meses y meses más tarde,
en vez de los pezones de su madre
iba a escupir sobre la cara de otros inocentes.

En los brazos de una madre,
cualquier madre de cualquier lugar,
de cualquier vestimenta o piel,
iba un inocente que ignoraba tantas cosas…
hasta incluso llegó a ignorar el por qué
su madre irascible a veces le gritaba:
Su madre víctima de otros trasgredidos
hacía lo mismo con él porque era lo que había recibido.

¡No me pegues más mamá!
¡Mamá, papá, tengo hambre!
¡Mamá, papá, quiero ser como aquellos niños,
aquellos que he visto que juegan,
que juegan en jardines, con pelotas,
con patines, o que juegan al escondite!

¡Mamá, papá, no tengo culpa de ser un niño;
no tengo culpa, no quiero ser eso que me enseñáis:
que un niño nunca llora, que un niño debe soportar
puñetazos y patadas, y eso que me enseñan los demás:
que a las niñas hay que pegarles y meterles mano bajo las faldas!

¡Mamá, papá, no quiero beber alcohol,
no quiero coger un arma,
no quiero ver cabezas desgajadas
desgarradas en ríos de sangre atravesadas,
no quiero ver esos ojos de pez
opacos y abiertos que como yo
también preguntaron ¿cuál fue mi culpa?
¿Acaso el simple hecho de nacer
fue un contrato con la Muerte,
con la violencia, con el asesinato,
con las drogas, con el maltrato?

¡Mamá, papá, ¿por qué me pegáis?!
¡Mamá, papá, hermano, ¿por qué me encerráis?!
Mamá, mamá, Madre: recuerdo tu leche tibia,
pero también recuerdo la frialdad
con que en tus brazos me cogías.

*** *** ***

Una noche la Luna acunó al Niñ@
Ϯ   Duérmete criatura, duerme mientras puedas,
aprovecha esta noche para olvidar
lo que te ha de acunar mañana.

Duérmete Niñ@ de Nadie, Niño del Olvido,
porque Dios mismo sufre contigo.
Duerme ahora, porque mañana
mañana habrás de condenar-TE
en horrorosos castigos…

Yo tampoco sé bien por qué,
pero veo que tu piel está azotada
por los mimbres del mismo crimen.

Siento que tu nana sea espesa como esa capa
negra y oscura y que en ella te duermas.
Duerme Criatura, porque mañana…
sin saber por qué, pero sabiendo que es tu camino
porque así te lo han prescrito
quienes te están amamantando y acunando
te enseñarán que en este mundo no hay Amor
sino sólo crimen y castigo.
Que defenderse o matar es normal y bueno,
que robar es necesario, que violar es humano en tu especie,
que maltratar es el pan diario de tu vida;
que enseñar los dientes y odiar ha de libar tu estómago
en esos hedores amargos de esta vida,
porque te enseñaron que vivir es una condena,
que condenar a otro es justo y necesario,
que si matas y no dejas crecer al niño que llevas dentro
tendrá tu recompensa en un paraíso incierto.

Enseñarás que ese paraíso está allá, al otro lado,
y enseñarás a esos otros que para llegar a él
es necesario formarse en lo adecuado,
no tener remordimientos, que cuanto más mates
más honores y medallas llevarás
para poder entrar en ese paraíso-cementerio.

Duérmete, duérmete criatura, aún tienes tiempo,
tiempo antes de entrar en el túnel oscuro
del castigo y del infierno.
Duerme ahora que puedes dormir ignorante
de cuanto y de quienes te rodean,
no vayas a llorar porque el llanto a ésos les desespera.
Te dirán que has de ser fuerte y todo un “hombre”
que la identidad que has de llevar de marca
es la del que no sufre, la del que no duerme,
la del que odia y odia en su justicia.
Mas qué saben ellos lo que es justicia,
ellos que te amamantan con leche del odio
ellos que te amamantan sin un abrazo,
ellos que te tienen ahí como un objeto de carne,
que irá avanzando en su armadura
hasta convertirte en caballero de la maldad más dura.

Duerme ahora, criatura, tú que mañana…
si es que llegares entre tanta miseria y despropósito
serás convertido, con o sin tu sentimiento,
en un arma mortal para ti y los demás.
Te enseñarán que morir es necesario
para ese soñado paraíso que sueñas ahora
lo puedas alcanzar.
Para ello tendrás que ser soldado con honores
de todo lo peor que puedas realizar.

Porque para entrar en ese paraíso-cementerio
no hacen falta flores,
sólo hacen falta los honores que te hagan validar
drogas, fusiles, violaciones, torturas y crímenes.
No obstante, te dirán que cuanto más mates,
que cuanto más odies, que cuanto más destroces,
no importa lo que sea ni qué,
más méritos vas a llevar:
los méritos del “hombre” que no sabe llorar,
del soldado que mata sin pestañear,
del obrero de la Causa del Mal.

Te enseñaron que el Mal es toda una Causa.
que ya no son cruces ni baluartes,
sino otros los lemas y los fines
hasta llegar al terreno del sueño
del paraíso-cementerio donde todo duerme.
Todo duerme por fin… todo duerme…
hasta que Despiertes.

*** *** ***

¡Mamá, papá, he tenido un mal sueño!
¿Dónde está mi leche tibia, madre?
¿Dónde está la papilla de mi Alimento?
¿Dónde están mis pañales secos y tibios?
¿Dónde está mi manta, mi almohada?
¡Madre! ¿Dónde están tus brazos tiernos?
¿Dónde el pañuelo que enjuga mi llanto?
El llanto de un infante niño
que duerme su sueño…
Y que sueña despertar de su descanso
para irse a jugar con otros niñ@s
allí, al parque, al escondite, al veo veo.
Allí, en aquel parque donde a veces sueño
que me lees cuentos,
CUENTOS DONDE TODOS SOMOS NIÑ@S.

Chsssssstttt!!!!!

La Maldad se durmió,
durmió para siempre en su sueño,
creyendo que era un infante
y que al despertar
iba a recibir de su madre
esa leche tibia,
ese abrazo tierno,
esa canción de cuna
donde descansa lo eterno,
porque la eternidad todo lo cura
con un Despertar Inescrutable, Eterno.

El Mal cumplió con su Muerte.
El Bien nació del Mal.
El Muerto nació por Fin a su Resurrección.
La Vida, la Luz, como el Ave Fénix,
resugió de sus oscuras Cenizas.

¿Quién nos puso contra el paredón?

 

¿Quién dispara el arma?
¿Quién ordena?
¿Quién manda?
¿Quién es el que paga?
¿Quién es el que calla?

“Son las 8 de la mañana, las 7 en Canarias. En tal lugar, de tal país, los terroristas del mal llamado brazo armado, hoy han asesinado a un puñado… de inocentes” “–Un puñado más, qué más da.” Hoy no suenan las alarmas, hoy no hay crespones negros, hoy no se guarda ni un minuto de silencio… si al fin y al cabo… eran sólo un puñado más de los tantos asesinados que se asesinan cada día en el nombre de los mal llamados brazos armados.

Pero… ¿Quién arma esos brazos? ¿Quién vende las armas? ¿Quién paga esas estructuras que después se estructuran solas matando y arrasando? = Las mujeres como prostitutas-ganado; los niños como lebreles de las armas y del odio atravesado, metido a fuerza, quién sabe, si de bocadillos con cocaína entre las migajas; las niñas como esclavas y prostitutas, también para evangelizar en el evangelio del terror, del terror de los mal llamados brazos armados.

Pero… ¿Quién arma esos mal llamados brazos del terror?

Jamás fue de nuestra incumbencia, aquí en los países “civilizados” intervenir en tales secuencias, máxime cuando no existen intereses amplios que “defender”, como petróleo, armas, drogas y otros suministros preciosos para las sociedades “civilizadas” todas, por el momento, en el avanzado Occidente.

“Noticias de las 9 de la mañana, las 8 en Canarias. Proseguimos con las noticias… … … bla, bla, bla…” como un tornillo las van filtrando en tus sesos, hasta que te queda bien puesto y bien grabado que eso es una “noticia más”, una de tantas. ¿Por qué va a importar que secuestren a cientos de niñas, de niños, de mujeres…? De los “Viej@s” no dicen nada, seguramente porque allí mismo los matan.

Así de cierto, así como que llevamos uuufff la de años!!! Bueno, eso hace unos treinta años atrás era lo mismo, pero antes nos preocupábamos más de las políticas locales de por aquí… Las de allí como que era eso “estaban tan lejos…” que sonaba a que todo eso venía de Plutón: las guerras, las matanzas, no importa de qué etnia, y no importa en qué etnia o parte del planeta hubiera sucedido algo tan terrorífico como un desastre de la “Naturaleza” que arrasa a miles y cientos; si eran guerras, como que uuuffff pasabas tanto ¿verdad? Y es que guerras y matanzas las ha habido siempre, desde que tenemos uso de razón nos han venido machacando y metiéndonos el tornillo en los sesos, eso de la costumbre de MATAR, ya no importa qué, niñ@s, mujeres, ancianos (los hombres no cuentan están todos en el arte de matar obligado, el resto son “daños colaterales”).

Parecía que todo era cuestión de política y que contra eso no podíamos hacer nada: buenos éramos, nada menos que nosotros, que habíamos estado sumidos bajo el más tenso de los estados tiránicos… bueno, muchos le llamaban la “dictablanda”; igual es que algo tuvo que ver en eso el santo y sagrado brazo de Teresa la Buena. Me pregunto: “¿Cómo permitieron arrancarle el brazo a la buena de Teresa para que lo tuviese en una urna en su habitación el pequeño-gran-dictador de la blandictadura que nos dictaba a todos cómo teníamos que ser y pensar y servir y creer? ¡Ah, aquellos tiempos, qué buenos eran ¿verdad? Según algunos cuantos!

Bueno… sin querer y sin creerlo hemos ido creciendo, con nuestro número de carné, con nuestro número de identificación fiscal, con nuestras costumbres que tan acostumbradas estaban a hacer cola en las ventanillas de todos los oficiadores de todos los departamentos oficiales donde tenías que hacer cola por huevos… Ahora, las colas las haces frente a una absurda máquina que no entiendes, para sacar un número para que te “atiendan”. Vaya lo mismo que antes que pedías la tanda para comprar el pan o el tocino o la panacea de la farmacia.

¡Cómo han cambiado los “tiempos”! Antes era tan normal en este país eso del machismo… que a muchos se les ha olvidado. Y es que ahora está lo mismo pero lo llevan tan adentro en los cueros de los subconscientes que ni se dan cuenta. Vaya, ahora peor, porque nos creemos más avanzados.

Pero, pero… lo que no ha cambiado ha sido eso de las GUERRAS: las guerras bárbaras, los crímenes de guerra, los crímenes de lesa humanidad que les da igual que sea de humanidad, porque no ha faltado ni un día del año en ningún calendario donde no se hayan cometido…

Íbas así, como navegando en una bola-mundo, donde te hacían creer que eso de las guerras y de los crímenes de todo tipo es lo más normal de este “mundo”. Tanto es así, que ha quedado como una buena costumbre, que yo creo que deberían declararla de interés mundial por la UNESCO y nombrar una embajada para el futuro, para que cuando aterricen aquí los aliens, mostrarles lo humanamente guerreros que somos, lo muy criminalmente que nos portamos, lo muy humillantemente con que tratamos al resto de todos los seres humanos que no somos nosotros, claro.

Y es que, todavía, hoy en día, hay quien se pregunta “¿Cómo Dios permite tanto crimen?” ¡Vaya, hasta incluso yo me lo preguntaba! Consideraba este mundo tan injusto que me preguntaba que “¿Dónde coño Dios andaba?” Y hasta casi llegué a hacerle culpable. Vaya, también llegué a aborrecer tanto eso de la imagen del pobre escarnecido que mostraban en una cruz, todo chorreante de sangre, a cuál tortura más cruel… Porque escarnecidos y torturas a cada segundo, a cada minuto, a cada hora, cada día de cada mes de cada año que yo recuerde, y ya tengo un pico, los ha habido a paladas en este “mundo”-modelo, que vamos a entregar un formulario a la Unesco para que lo declare de interés mundial para los “MUNDOS AJENOS”.

¿Por qué tanto criminal? ¿Dónde está Dios, entonces? ¿Por qué Dios permite que maten a bebés, que maten a los pobres viejos y viejas, a los niños y niñas inocentes, a las mujeres embarazadas, a las mujeres, a las jóvenes, a los jóvenes y a los adolescentes? ¿Dónde está Dios, DÓNDE?

Me estaba dado descubrir dónde estaba DIOS. De veras que lo hallé. La verdad, me costó un poco: alejarme de ese mundo absurdo unos kilómetros, tirar la tele a la basura, y mirar allí donde tenía que mirar: el horizonte con sus amaneceres y sus noches. Días y noches, más noches que días, incluso mirando allá arriba, alucinada, esperando ver algo de esos otros Mundos que ya nos vienen anunciando desde hace uuufff la de años… Quizás tuve éxito en un par de ocasiones… Pero, bueno, lo cierto, lo de verdad importante no andaba por allí ni por la Atlántida, sino que estaba AQUÍ. ¡Dios, el Creador, Su Creación ESTABA EN TODO!!!

Desde entonces ya no sufro tanto, y no sufro porque el sufrimiento lo he convertido en una especie de energía donde vomitar todos mis asuntos internos, que no son mis contabilidades ni mi experiencia “laboral” ni de trajinería de este “mundo”, sino las piezas Recolocadas del Gran Descubrimiento de dónde está el Creador: DIOS ESTÁ EN TODO, PORQUE TODO ES DIOS.

Entonces ¿por qué hacer culpable a nuestro Creador de lo que hemos creado la humanidad entera, incluso, yo, ilusa y fiel seguidora del régimen paisajístico fronterizo que me ha dado de “comer”?

DIOS ESTÁ EN TODAS PARTES, sí, incluso ahí en el interior de esos horribles criminales. Incluso ahí en el interior de esos que son peores: los que pagan a esos horribles criminales, los que sentados contemplan un tablero: el tablero de ajedrez que han inventado para intentar gobernar este “mundo”.

Mundo que han convertido en un submundo, en un infierno de los vivos, porque hay una gran mayoría que rezuma a muerto-vivo. ¿Es esta la promesa de la llegada de la Resurrección? Bueno, quien quiera entender que entienda. Los Muertos serán resucitados en Vivos. ¡Qué doble lectura, amigo! ¡Anda, qué gran genio ese tal Cristo! ¡Qué doble lectura, amigos! Resucitar a los muertos para convertirlos en Vivos.

Dijo Cristo que el siguiente mundo sería el de los Humildes, el de los Pobres de Espíritu, el de los Hijos de la Luz.

¿Estamos en ello? Es que, bueno, sin quererlo como que nos mandan cosas que nos vienen de Más Allá, incluso más allá de la esfera de los fantasmamuertos… esas cosas nos vienen como claras partículas de energía Extrañas, quizás desconocidas, que nos mueven a todos, no a unos cuantos, porque el Gran Movimiento, el Gran Cambio, es como en oleadas de a cientos, miles, y todos en Sincronía. ¡Qué Gran Momento este! ¿Cómo perdérselo?

Y es que el CREADOR está en TODO, porque TODO ES EL CREADOR MISMO.

¿Quién pone nuestra sién contra el paredón? ¿Quién dispara? ¿Quién mata? ¿Quién destruye?

¿Es Dios? ¿Dónde está Dios que permite la muerte de tanta criatura inocente?, no sólo en las guerras, en las sed-es y en las hambres y en cosas peores… como cosas peores hay tantas que mejor ni nombrarlas.

Si Dios está en TODO, ¿por qué no está en esos “hombres” y crueles “mujeres”? ¿Por qué tanto crimen? : : : Es que el Creador no dicta sentencia sobre sus criaturas. El Creador va hacia la Perfección. Él es Perfecto. El Tiempo no cuenta para Él. Sólo para nosotros, ignorantes criaturas.

El Creador QUIERE QUE DESPERTEMOS EN ÉL.

Cierto que ESTÁ EN TODO Y EN EL TODO ABSOLUTO, pero es tan perfecto que sólo puede permitir que sus Criaturas sean autónomas, que sean ellas quienes se autorreconozcan y cuando estén en ese punto RECONOZCAN EL TODO DE LA PERFECCIÓN.

Esa es la Respuesta: La Perfección no impone, no crea hormas. La Perfección tiene sus Leyes eternas de Amor y de Evolución. La Perfección deja libres a sus Criaturas, sabiendo que llegará el tiempo de la Sincronización, y que somos perfectamente Libres de Re-Conocerle o no. De saber que su Eternidad es la Nuestra también.

Sus Secretos más recónditos no nos están permitidos. Sólo al Evolucionar como Luz de la Creación iremos entendiendo tanto sufrimiento, tanto karma, tanto error sobre error.

Nuestra es la Elección: Liberarnos de nuestros karmas lo podemos hacer en una VIDA si así lo deseamos. Pero esto es sólo un pequeño paso más en la inmensidad de toda la Eternidad, porque una vez sus Criaturas liberadas van más y más lejos… y ¿dónde termina TODO? Quizás la respuesta es que no termine nunca porque para eso está la eternidad. Sabia Eternidad que puede unir pasado, presente y futuro en una misma onda y fundirse.

Liberamos con nuestro Perdón, con nuestro Amor. Nos convertimos en Vivos a la Luz, y en ella dejamos de ser los Muertos eternos que se reproducen una y otra vez una y otra vez una y otra vez… porque esa es la rueda eterna de la Vibración. El Verbo es Vibración y es en esas escalas donde nos movemos. Al Evolucionar como seres espirituales nos Elevamos, nos Alzamos en Vibraciones más altas. Ya, incapaces de crímenes ni de horrores de nosotros frente a nosotros mismos. Nos Liberamos nos hacemos Ligeros… Aspiramos a la Transfiguración de la Ciencia Cuántica que nos habla de que como Cuerpos físicos podemos tomar otras Formas y llegar allí donde ahora no podemos.

De momento, y mientras tanto, las mismas noticias tornillo siguen intentando que entre bien en nuestros sesos que eso de la muerte y la guerra y los crímenes son el pan nuestro de cada día y que gracias a que nos lavan bien las neuronas, vemos, totalmente normal, cenar una buena hamburguesa frente a un televisor, mientras en esa “pantalla” lejana vemos sesos por los suelos, miembros de cuerpos desmembrados y todas esas cosas que, en fin, quedan tan lejos para nosotros ¿verdad?

Sí, el Creador no anda lejos de cada crimen ni de cada criminal ni de cada obseso u enfermo mental… No. El Creador también está en ellos, pero no juzga, simplemente allí: aguarda en un rincón, porque la vibración de esas entidades es tan baja que no permite aflorar la Luz de los Hijos de la Creación, hasta que llegue su Momento y su Perdón.

Cada Partícula Perfecta tiene su Momento de SINCRONIZACIÓN. No hay Onda baja que no intente escalar en algún lugar del Tiempo.

La Perfecta Sintonía de la Creación. La Música de las Esferas (que música es, por cierto) es conseguir esa perfecta Orquesta, podemos llamarla Sincronización, cuando todo se junta, porque así lo deseamos, para elevarnos en las Ondas de la Evolución hacia la Escala que va hacia el Cielo, hacia la Perfección.

“Y vi, por unas escaleras, que subían y bajaban Seres de Luz”. El sueño de Jacob. Jacob soñó el sueño de la Elevación sobre una Piedra que usó como apoyo de su cabeza. Desde entonces entendió que Dios estaba en las PIEDRAS. Desde entonces se elevan Pilares como Montañas, porque en las Montañas está Dios. Al Escalar entendemos que no nos es fácil, pero allí: en ellas encontramos la Respuesta que buscamos; al llegar a la Cumbre vemos que podemos contemplar el Todo, y que el Todo es Inmenso, y que sólo podemos abrazarlo con las Alas de la Liberación. Acto humilde, por cierto, cuando aceptamos que nuestra efímera existencia pertenece a esa Perfección que es nuestro Creador y que él nos Anima a que no seamos Cobardes, a que nos lancemos hacia el Infinito, porque sólo en el Infinito es donde está Él. Él es la Eternidad.

Y ahora te preguntas ¿y el crimen, dónde queda? Si vuelas o subes las Escaleras del Conocimiento y la Sabiduría que hay en tu interior, sabrás la Respuesta, es más, sabrás cómo “vencer” el Mal.

Siempre me preguntaba sobre el mensaje secreto de la Esfinge de Egipto: El LEÓN es el Triunfo de la Luz, de la Vida sobre la Muerte. Es, al fin y al cabo, el mismo mensaje que nos vino a dar el Hijo de la Luz Mismo: El Cristo, el Maestro, el Sabio.

El León de la Esfinge está tumbado sobre la muerte misma, la venció. La cabeza de la Esfinge es la de un humano. El humano, con su cuerpo SOLAR, Crístico, Cristal, vencerá la Muerte. ¡Qué sabios eran nuestros ANTEPASADOS!!! ¡Sube la Escalera de la Luz porque estamos en el tiempo de la Resurrección!